Se efectuaron las investiduras de los nuevos Vicealmirantes, Contraalmirantes y Comodoros de la Armada

Las ceremonias se desarrollaron ayer jueves en el edificio de la Comandancia en Jefe y en la Escuela Naval en Valparaíso.

0
1400

El jueves 30 de diciembre en el Salón “Prat” del Edificio Armada y en el Patio de Buque de la Escuela Naval “Arturo Prat”, ambas en Valparaíso, se realizaron las ceremonias de investidura de los nuevos Comodoros, y Contraalmirantes y Vicealmirantes respectivamente, quienes a partir de aquel momento conforman oficialmente el Alto Mando Naval. Ambas actividades fueron presididas por el Comandante en Jefe de la Armada, Almirante Juan Andrés de la Maza.

En la primera instancia que se desarrolló a las 10:00 horas en el edificio de plaza Sotomayor, el Almirante De la Maza resaló el papel que empiezan a sostener desde hoy los nuevos Comodoros, indicando que “la insignia que hoy ostentan no solo los señala como miembros del Alto Mando Naval, sino que les confiere la dignidad de Señores del Mar, Comandantes de Flotilla, tal como la etimología del termino señala en este caso Comandantes de un Grupo Naval. Señores Comodoros, sepan que esto no es fruto de la casualidad del juego del azar, este instante debe ser el más relevante dentro de su carrera naval y es fruto de más de 30 años de carrera naval”.

Además agregó que “ustedes, destacados entre sus pares, han llegado a lo más alto de sus respectivas carreras, con años de embarco, horas de vuelo e innumerables noches en vela, ya sea de guardia o por momentos complejos en que la marina ha requerido de sus servicios”.

Posteriormente, al mediodía, en la Escuela Naval “Arturo Prat” tuvo lugar la ceremonia de ascenso a los grados de Contraalmirante y Vicealmirante, donde 12 oficiales generales fueron destacados por sus capacidades profesionales, aptitudes personales y por las condiciones de liderazgo y conducción de sus dotaciones.

El Comandante en Jefe de la Marina nacional expresó en su intervención que “nos hemos reunido en el patio del buque de nuestra Escuela Naval, el Alma Mater de los Oficiales de Marina, para realizar una ceremonia sencilla en apariencia, pero profundamente significativa para quienes somos parte de ella. Oficiales ascendidos, son ustedes los llamados a liderar la Marina actual, sin olvidar que somos una Institución con más de doscientos años de historia, pero que está siempre en constante renovación, ya sea por su gente, sus procesos o por su material”

De igual forma, el Almirante De la Maza recalcó que “hoy ustedes han sido elegidos para tomar la rueda de Gobierno y con la experiencia que llevan en sus hombros, tomar las mejores decisiones para el devenir de nuestra Armada con las mujeres y hombres que la conforman”.

Para finalizar su locución, la máxima autoridad naval destacó que “a los Contraalmirantes que ascienden a Vicealmirante les asoma un desafío aún mayor, saben que sus decisiones serán del más alto nivel institucional. En ustedes ahora recaen mayores responsabilidades, porque además serán quienes deberán dirigir tres de las áreas más preponderantes de la Armada, la gestión del ámbito marítimo, la gestión de los recursos humanos y el alistamiento, preparación y ejecución de lo logístico, áreas que por sí solas asoman como fundamentales para el desarrollo institucional”.

Tras estas palabras, se procedió a iniciar el ascenso de los Oficiales a Contraalmirante y Vicealmirante respectivamente.

En el primer grupo se encontraban los Comodoros Claudio Maldonado, Roberto Zegers y Mauricio Arenas, junto con los Capitanes de Navío Carlos Órdenes, Juan Gajardo, César Delgado, Sebastián Gutiérrez, Ricardo Chiffelle y Fernando Borcoski.

En la instancia, el Jefe del Servicio Religioso de la Armada, Capitán de Navío Ricardo Burgos, realizó la bendición de los nuevos sables de los Oficiales que ascendieron al grado de Contraalmirante.

Posteriormente, se realizó la ceremonia de ascenso de Contraalmirantes a Vicealmirante, oportunidad donde se impuso la condecoración “Orden del Mérito Naval” en el grado de “Comendador” a los ahora Vicealmirantes Carlos Huber, Ramiro Navajas y Pablo Niemann.

En representación de los siete Almirantes recién ascendidos, el Vicealmirante Carlos Huber expresó que “hemos llegado a los más altos grados institucionales, por diferentes tracks de navegación. Sin embargo, nuestras singladuras tienen en común un solo norte, un solo objetivo, conducir a la Institución por rutas seguras y contribuir al desarrollo de Chile desde el mar. Situación que hace propicio detener el andar y reflexionar sobre su significado, y por supuesto, agradecer a todos quienes nos han permitido cumplir con nuestros sueños de juventud de servir a la Patria con entusiasmo, compromiso y valor”.

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí