La redención de Orpis: “La cárcel es el camino hacia mi libertad”

“Estoy en paz. Diría que si voy en una carretera, en estos siete años he recorrido mil kilómetros y me faltan los 20 últimos para llegar a mi libertad. Entonces, no es la cárcel. Es el camino hacia mi libertad”, precisa el ex senador de la UDI.

0
437

Luego que se transformara en el primer político que va a estar encerrado en una celda en la cárcel tras ser condenado por cohecho y fraude al fisco, el ex senador UDI, Jaime Orpis, se resigna a que la prisión será su hogar por los próximos años, pero reflexiona en un punto cercano a lo que es la redención al afirmar que la “cárcel es el camino a mi libertad”.

En entrevista con La Tercera, Orpis apunta a que fue sometido a “un juicio político en la clase político. Necesitaban a alguien por una conducta que era generalizada para que terminara en la cárcel. Y bueno, escogieron el fusible”.

Es en ese sentido y luego de perder las últimas opciones para evitar su paso por prisión, el ex legislador gremialista apunta a una reflexión, indicando que “es una incógnita lo que vaya o no a ocurrir, pero sí, la cárcel va a ser mi casa, pero el camino a mi libertad. Y estoy en paz. Diría que si voy en una carretera, en estos siete años he recorrido mil kilómetros y me faltan los 20 últimos para llegar a mi libertad. Entonces, no es la cárcel. Es el camino hacia mi libertad”.

Además, insiste en que no se enriqueció con los dineros que le fueron aportados, “y eso está absolutamente acreditado. Y eso lo tenía claro la fiscalía. Pero a partir de cuestiones puntuales, inventaron que poco menos que tenía un yate, que tenía un resort, no sé qué cantidad de cosas que inventaron para lincharme. Y todo el mundo cree que yo tengo eso. Y no, yo siempre dije la verdad en este tema”.

Asimismo, Orpis reiteró su inocencia ante el delito de cohecho, indicando que “en la vida pública, que en mi caso fueron muchos años, tú recibes muchas presiones a lo largo del tiempo. Y nunca nadie me ha comprado. Y esta no fue la excepción. Y en el caso concreto de esto, me acusaron por 81 delitos, me castigaron en dos: la Ley de Pesca, que fue un acuerdo político en que nunca participé en absolutamente nada y voté igual que el resto. Y el otro fue una crisis pesquera que afectó a todo el norte, y todos -grandes, medianos y chicos- tenían posturas similares. Yo siempre establecí una barrera. Entonces voy a tener que cargar con un tema que para mí siempre fue súper importante, por el resto de mi vida, y que no cometí”.

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí